PASADENA- Los premios ALMA rindieron tributo al talento latino del mundo del cine, la televisión y la música con una gala presentada por Eva Longoria y Mario López donde destacó el emocionado discurso de la actriz Rosario Dawson a favor de la reforma migratoria.

"Tenemos ahora una oportunidad de escribir la historia de mañana", afirmó Dawson provocando los aplausos del público. "En el futuro contaremos que en 2013 luchamos a muerte para aprobar una reforma migratoria integral", agregó la protagonista de títulos como "Sin City" (2005) y "Unstoppable" (2010), quien se emocionó recordando cómo los trabajadores comunitarios eran sus héroes de joven.

Por su parte, Longoria dijo en la alfombra roja previa al evento, celebrado en el Civic Auditorium de Pasadena, que está "muy orgullosa" de llevar casi ocho años como productora ejecutiva y presentadora de esta ceremonia creada por el Consejo Nacional de la Raza (NCLR) en 1995 para promover la imagen de los hispanos en los medios de comunicación.

"Es un honor", afirmó la intérprete en español. "Es la noche de nuestra comunidad y celebramos lo que hacemos en Hollywood, en distintos campos. Me siento muy orgullosa", sostuvo.

La exprotagonista de la serie "Desperate Housewives" destacó que la presente edición se emitía en vivo por primera vez, a través del canal MSNBC, y que se decidió cambiar el formato del evento para ajustarse al horario televisivo y centrarse en el trabajo de las celebridades con la comunidad latina.

"Estos premios cada año crecen más porque los latinos somos cada vez más", manifestó Edward James Olmos a Efe. "El futuro está en nuestras manos y lo estamos entendiendo cada día mas. Los políticos ya lo saben. Si no fuera por el voto latino, el presidente Barack Obama no estaría en su cargo. En dos ocasiones se ha demostrado", declaró.

Para informarte más acerca de cómo transcurrió la gala visita esta página dedicada a los premios ALMA en NBC Latino.

Por otro lado, durante la ceremonia se entregaron galardones al director de cine Robert Rodríguez, al músico Carlos Santana, a la actriz Rosario Dawson, al reparto de la serie "Dexter" y al de la película "Filly Brown", que supuso el debut en el cine de la Diva de la Banda, la fallecida Jenni Rivera.

Rodríguez, con su característico sombrero tejano, recibió el premio Anthony Quinn a la excelencia en su trayectoria gracias a títulos como "El Mariachi", "From Dusk Till Dawn" y la franquicia "Spy Kids", películas en las que integró rostros, historias y temas latinos para el público estadounidense.

Santana y Dawson fueron homenajeados por su compromiso con las causas comunitarias y sus esfuerzos porque la juventud tenga un acceso más sencillo a las artes, la educación y la sanidad.

"Es una bendición", dijo el músico al recibir el galardón, para a continuación hacer suyo el grito de los activistas Dolores Huerta y César Chávez: "¡Sí se puede!".

La serie "Dexter" fue reconocida por incluir entre sus actores a los latinos Lauren Vélez, David Zayas y Aimee García.

"Gracias a la gente por convertir la serie en algo icónico", afirmó García, quien quiso hacer partícipe del galardón a James Olmos, que actuó en la serie en su sexta temporada.

Por su parte "Filly Brown" se llevó el galardón a la película más destacada del año, momento en el que se guardó unos segundos de silencio en honor de Rivera.

Su protagonista, Gina Rodríguez, dijo que se sintió inspirada al trabajar con compañeros latinos y, especialmente, con Rivera, a quien dedicó el trofeo.

Antes del evento se llevó a cabo un homenaje al artista Tony Plana, premiado con el trofeo Ricardo Montalbán por su carrera artística. También se reconoció la labor de Wilder Valderrama por su activismo social y a la productora Nancy de los Santos por su trabajo comunitario.

Sebastien De La Cruz, conocido como "El Charro de Oro", como ya hiciera en las Finales de la NBA, cantó el himno estadounidense en el ecuador de la gala.