Nos pasamos la vida intentando bajar esas libras de más, cuidando nuestra figura, subiendo a la balanza y mirándonos en el espejo. Pero hoy tu vida va a cambiar: ya no vas a tener que privarte de esos caprichos que tanto disfrutas y que tan culpable te hacen sentir: ¡comer chocolate no te hará aumentar de peso!

Un estudio de la Universidad de San Diego, California, ha descubierto que el índice de masa corporal (IMC) de las personas que comen chocolate cinco veces a la semana es un punto más bajo que el de aquellos que no lo comen con regularidad. Roxana Soto, del blog Mamás latinas, te cuenta la historia.

Haz clic aquí para leer el artículo.