El Arzobispo electo de San Francisco, Salvatore Cordileone, fue arrestado en el área de San Diego por conducir en avanzado estado de ebriedad.

Según el reporte, había pasado una velada con familiares y amigos en donde abundó el consumo de alcohol y se dirigía al lugar donde pasaría la noche cuando se topó con un retén de la policía.

Ahí le detectaron su estado, lo arrestaron y horas después fue liberado tras pagar una fianza de $2,000.

El religioso ya dio la cara diciendo: "Pido una disculpa por el error en mi juicio y me siento mal por la vergüenza que he causado en la iglesia y en mi persona. Rezo a Dios y su sabiduría divina para que algo bueno resulte de todo esto."

Este sacerdote de 56 años de edad actualmente es Obispo de Oakland California, pero el Papa Benedicto XVI lo nombró Arzobispo de San Francisco, puesto que ocupará a partir del 4 de octubre.

Cabe mencionar que después de esa fecha tendrá que regresar a San Diego, pues su caso se presentará ante la corte el 9 de octubre.

No es la primera vez que Salvatore Cordilone es noticia, pues fue una de las figuras principales detrás de la llamada "Proposición 8, una medida del estado de California que discrimina contra la comunidad homosexual negándoles el derecho al matrimonio civil.

Por cierto que el Obispo Cordilone declaró que estaba de visita en San Diego, pues un amigo religioso de Alemania está de vacaciones en esa área y personalmente quería pasearlo por la región.