NUEVA YORK – La madre acusada de exponer a su hija de 5 años en un salón de bronceado artificial se libra de la justicia.

Un jurado de Nueva Jersey decidió este martes no llevar a cabo el juicio en contra de Patricia Krentcil, de 44 años, tras haber recibido cargos de poner en peligro el bienestar de un niño.

Krentcil, residente de Nutley, fue arrestada en abril del año pasado luego de que la escuela de su hija notificara a las autoridades de unas quemaduras en su cuerpo. Miembros del personal escolar escucharon a la pequeña decir “fui a broncearme con mami”, según el reporte policial.

Dichos comentarios fueron negados por Krentcil, la cual sostuvo que su hija se bronceó naturalmente mientras jugaba en un parque.

Durante su caso, la “tanorexica” como le han puesto los medios, ha conseguido gran fama y hasta una muñeca fue fabricada en su nombre.

Krentcil dijo estar satisfecha con la decisión de la corte, pero advirtió estar molesta con los medios por burlarse de ella.