Varios representantes religiosos y empresariales del área de Houston hicieron un llamado este jueves al congresista Ted Poe para que cambie su posición frente al proyecto de reforma migratoria.

Poe ha sido un severo crítico del proyecto aprobado en el Senado, el cual ha considerado una amnistía velada.

El político conservador, cuya base electoral está en la zona este y sureste de la ciudad, ha manifestado su apoyo, por el contrario, al incremento de la fuerza pública en el área de la frontera con México como una medida para frenar la inmigración ilegal.

Múltiples líderes religiosos y de negocios levantaron su voz en apoyo a la reforma en un foro celebrado en el claustro académico este jueves.

Entre quienes defendieron la reforma estuvieron el presidente de la Universidad St. Thomas, Robert Ivany; la reverenda Diane McGehee , miembro directivo de las iglesias metodistas en Texas; el pastor Tim Moore de la iglesia Bautista, y el empresario Stan Marek, líder del grupo constructor Marek de Texas.

“En Houston carecemos de una política de inmigración comprensiva y es un problema que vivimos a diario, eso se tiene que solucionar”, dijo el presidente de la Universidad St. Thomas, el centro educativo con orientación católica más importante de la ciudad.

Luego de su paso por el Senado, el proyecto de reforma migratoria debe ser debatido en la Cámara de Representantes, pero la discusión sobre las acciones que debe tomar el gobierno del presidente Barack Obama frente a Siria han paralizado prácticamente la agenda en el Congreso en Washington.