WASHINGTON- Cinco activistas mantienen una huelga de hambre en un campamento instalado en las cercanías del Capitolio para presionar a favor de la aprobación de una reforma migratoria en Estados Unidos.

Además de en Washington, varios activistas han comenzado también ayunos voluntarios en Nueva York, Filadelfia y Fresno (California), según la coalición de ONGs que impulsa la iniciativa denominada "Ayuno por las familias, una llamada por la reforma migratoria y la ciudadanía".

Según los organizadores, entre los que figuran ONGs como Casa in Action y Americas Voice, así como colectivos religiosos y sindicales, en las próximas semanas se sumarán ciudades como Omaha, Nebraska o Phoenix,

Asimismo, se organizan diariamente unas vigilias en las que los activistas salen a la calle para concienciar a la población de la urgencia de la reforma migratoria.

"No es fácil porque la vigilia la hacemos a la intemperie y está haciendo mucho frío, pero la fuerza y las ganas de que esta reforma salga adelante no nos dejaban quedarnos dentro de la casa", aseguró a EFE una de las huelguistas, Mónica Carrizo, una argentina que vive en Estados Unidos desde hace 13 años en situación irregular.

"Se hace duro porque una quiere estar bien, aunque físicamente no está bien, tiene descomposturas, mareos o se le van a uno un poco las fuerzas... pero hay que seguir", señaló Carrizo.

"Es una fuerza que sale de adentro, por más que una no esté comiendo, la fuerza está. Si todos presionamos, la reforma va a salir", añadió.

Carrizo, quien se declaró "desesperada", tiene la intención de permanecer en huelga de hambre "hasta que se apruebe" y confió en que esto ocurra durante este año, pese a que el presidente de la Cámara de Representantes, el republicano John Boehner, anunció el miércoles que la ley migratoria no se debatirá hasta 2014.

Congresistas como los demócratas Luis Gutiérrez (Illinois) o Judy Chu (California), el senador demócrata Charles Schumer (Nueva York), el secretario de Agricultura o el obispo de Salt Lake City John Wester han pasado durante estos días por el campamento de Washington para apoyar a las personas en ayuno.