Un juez en Carolina del Norte canceló la deportación de una ciudadana mexicana después de que dio a luz.

Isaide Serrano llegó a Estados Unidos sin permiso legal en 1991. Hace dos años, un agente la detuvo por una infracción de tránsito. Estuvo encarcelada y las autoridades estaban procesando su deportación a México.

Pero a las 5 de la mañana del jueves, dio a luz a un niño en el Centro Médico Carolinas. Cuatro horas después, asistió a un mitin de unas 100 personas, quienes dijeron que la mujer había recibido un trato injusto.

Armando Bellmas, de la Coalición Latinoamericana, dijo que Serrano es una madre y esposa cuyos hijos sólo conocen Estados Unidos.

En una audiencia a las 11 de la mañana, un juez canceló su deportación y Serrano pudo regresar al hospital con su hijo.

Isaide Serrano obtuvo este viernes doble recompensa, es madre por segunda vez, y el juez le canceló la deportación, extendiéndole así su permanencia en Estados Unidos.