LOS ÁNGELES (California) – Activistas dicen estar decepcionados de las autoridades de inmigración, pues solo en California y en el mes de enero, se deportaron a casi dos mil indocumentados.

Estos líderes comunitarios afirma que la mayoría delos inmigrantes afectados por esa medida, no tenían antecedentes criminales, algo que contradice recientes posturas de las autoridades, en las que han afirmado que solo deportarían a los que tuvieran un pasado criminal.

Las autoridades por su parte defienden sus acciones, aseguran que las deportaciones se deciden caso por caso.