Cuando vemos a las estrellas desfilar por la alfombra roja, pareciera que el tiempo va marcha atrás en Hollywood. Las veteranas se ven cada vez más jóvenes, mientras que las nuevas generaciones transforman su apariencia de la noche a la mañana. Algunas lo reconocen, la mayoría no y otras declaran que sus razones fueron médicas. Lo cierto es que el antes y después de ciertas famosas, deja una clara evidencia de intervención profesional. Repasemos los casos más sonados.

Kardashian-manía

Kris Jenner, mamá y manager del clan Kardashian no es reservada en cuanto a sus cirugías. La estrella del reality show, no ha tenido enfado en recibir cobertura de sus últimos procedimientos. Sus visitas al quirófano con más raiting han sido quizá, el lifting facial al que se sometió para lucir espléndida en la boda de Kim y su reciente reemplazo de implantes mamarios.

Joan Rivers, ¡no más!


Es famosa por su conducción del programa Fashion Police, pero también ¡por sus múltiples cirugías! Para conocer el antes de esta presentadora de televisión, hay que recorrer su historia muchos años hacia atrás. Rivers es uno de esos casos en los que queda poco de su persona en sus rasgos. Con intervención quirúrgica en ojos, nariz, labios, senos, brazos y estómago, así como procedimiento asiduos de lifting, colágeno y botox, la misma Joan hace sátiras de su caso y se sabe que su hija, se opone a que su madre se someta a más cirugías.

Jennifer Lopez, afinando facciones

Los procedimientos para estilizar la nariz, acentuar las mejillas y perfeccionar los labios, son comunes entre las estrellas. Jennifer López nunca ha aceptado haber pasado por el bisturí, sin embargo basta con ver sus fotos en los inicios de su carrera, para notar una nariz menos afinada, y un rostro y labios menos definidos. Sin contar lo extraordinariamente lisa que se ve su frente a sus más de 40 años.

Narices famosas

No todas las divas de Hollywood hacen cambios drásticos en su imagen, algunas logran la diferencia con procedimientos quirúrgicos menores. Estas tres estrellas pusieron su nariz en manos del cirujano: Cameron Díaz y Jennifer Aniston, declararon haberlo hecho por razones médicas, lo cierto es que tras la operación, una sutil transformación fue evidente e hizo maravillas en su rostro. Por su parte, la carita angelical de Ashlee Simpson luce aún más estilizada, con una nariz ligeramente más afinada y levantada.

Pechos, el sube y baja de la farándula

Las famosas parecen difíciles de complacer cuando de implantes de senos se trata. Es impactante atestiguar los cambios frecuentes en “las dimensiones” de una misma estrella. Victoria Beckham es una de ellas, quien tras pasar de una talla 34 A a 34DD, decidió volver a su aspecto natural. Demi Moore, también ha pasado de medidas promedio a extra y de regreso, en múltiples ocasiones; mientras que Christina Aguilera y Lindsay Lohan, se encuentran hasta el momento en el rango de voluptuosidad mayor.